Login
Menu

Business Intelligence - conceptos y oportunidades

11/23/17 4:08 PM

Ante los desafíos que presentan las empresas hoy en día, es necesario, y más que nunca, saber aprovechar todos los recursos a nuestra disposición para mejorar las prácticas dentro de nuestro negocio.

Uno de los conceptos más escuchados en estos tiempos es el de “Inteligencia de Negocios”, o Business Intelligence, pero ¿qué significa realmente y cómo puede ayudarte a mejorar tu negocio? Te lo contamos a continuación. 

Qué es Business Intelligence

Al hablar de Inteligencia de Negocios, nos referimos al conjunto de tecnologías, estrategias, prácticas y herramientas, que permiten descubrir, recopilar, analizar e interpretar información sobre tu negocio, de forma rápida y sencilla.

En otras palabras, el BI (acrónimo de las siglas de “Business Intelligence”) es un concepto paraguas, en el cual se utilizan las tecnologías y procesos a disposición de tu empresa para facilitar el acceso de todos los integrantes de la organización a la realización de análisis y estrategias colaborativas para mejorar las operaciones existentes.

La Inteligencia de Negocios hace posible que los tomadores de decisiones de cualquier nivel dentro de la organización puedan acceder a la data disponible, comprenderla y tomar acciones estratégicas en base a ésta, en cualquier momento o lugar.

Además, el BI provee una visión histórica, actual y predictiva de las operaciones de un negocio. 

Toma de decisiones oportunas y efectivas

El costo de oportunidad se ha convertido en un factor cada vez más relevante a la hora de tomar decisiones y establecer estrategias para las empresas, y la Inteligencia de Negocios ayuda a localizar y evaluar las distintas oportunidades que se presentan para desarrollar y mejorar tu negocio. Esto hace más eficiente y certero el proceso de elección y descarte, en un ambiente donde abundan las opciones y suele ser difícil discernir entre tanto ruido que existe alrededor.

El propósito fundamental de la Inteligencia de Negocios es apoyar una mejor toma de decisiones. Esencialmente, se trata de sistemas orientados a los datos y a la información para dar soporte a los entes claves de la organización.

El Business Intelligence maneja un gran flujo de data - que algunas veces está estructurada y otras veces no - para ayudar a identificar, desarrollar y/o crear nuevas oportunidades estratégicas de negocios. Su foco es permitir interpretar de forma sencilla esta big data.

 Descubrimiento de oportunidades escondidas

Identificar nuevas oportunidades e implementar estrategias efectivas basadas en el conocimiento proporcionado por el BI, le otorga a las empresas una importante ventaja competitiva y estabilidad a largo plazo.

La toma de decisiones asociada a los insights que provee la Inteligencia de Negocios tiene un amplio rango de aplicación, desde decisiones operacionales, hasta estratégicas, pasando por procesos básicos como posicionamiento de productos o determinación de precios, e incluyendo aspectos más complejos como fijación de metas, cambios de direcciones estratégicos, entre otros. En cualquiera de estos casos, el Business Intelligence es más efectivo cuando combina datos obtenidos del mercado donde se desenvuelve la compañía (data externa), con información interna del negocio - de finanzas, operaciones, etc -. Al crear este mix de información interna y externa, se origina una foto más clara que describe realmente la situación de la compañía.

 Cultura Data-Driven

Esta definición moderna de la Inteligencia de Negocios, demuestra que las aplicaciones del BI han evolucionado para incluir múltiples iniciativas que permiten medir, controlar y mejorar el performance de individuos, procesos, equipos y unidades de negocio. Es ideal poder proporcionar a cada empleado acceso a la data requerida para tomar decisiones informadas, que les permitan trabajar con flexibilidad, mejorando y optimizando su rendimiento.

Entre las funciones más comunes de las tecnologías de Business Intelligence, podemos encontrar procesamiento y reportes, data mining (o minería de datos), minería de procesos, analítica predictiva, benchmarking, procesamiento de eventos complejos, entre muchos otros.

Todas estas herramientas empoderan a las organizaciones para poder conocer a profundidad nuevos mercados, permitiéndoles adaptarse de mejor manera a las distintas demandas, haciendo sus productos y servicios más idóneos para distintos segmentos, y midiendo el impacto de los esfuerzos de marketing.

Mediante un profundo conocimiento de tu empresa, podrás enfrentar los desafíos constantes del día a día, y encararlos de una forma más eficaz.

Si quieres conocer más sobre los usos de Inteligencia de Negocios para mejorar tu empresa, suscríbete a nuestro newsletter para recibir todos nuestros artículos de Business Intelligence.

 

Suscríbete

Comentarios (2)